[Entrevista] Relatos de una Mujer Borracha: cuando la vida se convierte en ficción

Recientemente, el mercado editorial chileno nos ha sorprendido con publicaciones poco convencionales, que han nacido de la mano de alguna Fan Page de Facebook, luego de alcanzar un éxito considerable entre un público que no es tan lector, pero que disfruta de relatos más bien breves, escritos en un lenguaje coloquial y cercano. El formato no es nuevo y su origen tiene directa relación con los denominados fenómenos de internet, entre los cuales se encuentra Martina Cañas, una joven que narra sus vivencias en las que el alcohol y las conquistas son el eje central.

Relatos_MB

  • Entiendo que tu identidad es un misterio. Pero, ¿por qué Martina Cañas? (creo deducir el origen del apellido)

Digamos que Martina podría ser mi primer o segundo nombre, y Cañas Morales, habla por sí solo, no hay buena borrachera sin una buena caña moral, de vez en cuando es rico sentir esa sensación de despertar arrepentida, de despertar pensando en el por mi culpa, por mi culpa, por mi gran culpa.

  • Al leer tus publicaciones se nota el oficio de escritora. ¿Imaginabas que estas aventuras se convertirían en un libro y que el éxito de Pepi la fea se replicaría en tu trabajo?

No, jamás. Quizá más que oficio de escritora, tengo oficio de cuentera, es que me he cuenteado a tanto mino… Entonces por ahí agarré facilidad para contar cuestiones. Si te fijas, las historias del libro (ciertas por cierto), no son grandes historias, lo divertido es cómo son contadas, el título de escritora me queda enorme. Con la Pepi, tenemos estilos muy distintos, desde el anonimato puedo hablar más sin importar el qué dirán.

  • Martina es muy divertida. Reí desde la primera página hasta la última y el entorno en el que se desarrollan las vivencias me resultó muy cercano. ¿Cuánto de ficción hay en Relatos de una mujer borracha?

Lamentablemente, tiene menos ficción de la que quisiera. Muchas historias omiten partes importantes porque son incontables po. Esa parte de la historia queda para mí y mi consciencia. Lo que sí es ficción son algunos nombres, por ejemplo, el amor de mi vida en el libro se llama Igor, pero en la vida real tiene otro nombre. Le puse Igor en el libro porque tenía la tremenda callulla como Igor, el mayordomo del Conde Pátula. Ahora, antes de seguir contestando la entrevista, déjame recoger mi carné por favor.

Marioneta by Natalia Campos
Marioneta by Natalia Campos
  • Imagino que también recogiste experiencias de algunas amistades.

Principalmente de la María.

  •  “Todos tenemos una amiga como María” e incluso hay quienes se identifican mucho con ella. En tu caso, ¿María existe?

Sí, solo que tiene un nombre compuesto, como María José o María Antonieta de las Nieves. Le carga que le digan María a secas y como sé que le carga, lo uso todo el tiempo. La María es el fiel reflejo de lo que sale en el libro, la amo, es la amiga que todas las mujeres borrachas deberíamos tener.

  • Tu trabajo se inicia en una página de Facebook y fueron tus seguidores quienes, por medio del boca a boca, te hicieron popular. ¿Sientes que de alguna manera has contribuido a que aquellos que no son asiduos lectores se acerquen a la literatura?

Hay dos cuestiones que me llaman la atención, primero los comentarios del tipo “nunca había comprado un libro” o “nunca había leído un libro tan rápido”, es un comentario con el cual yo también me identifico porque tampoco soy de comprar libros, o de sentarme a leer, entonces quizá sí, quizá sí he contribuido. Y lo segundo, es que en un cuarto medio de un colegio, les pusieron mi libro como lectura para una prueba, eso me tiene en completo estado de schop, porque claro, si en cuarto medio me hubiesen hecho leer mi libro te aseguro que me saco el 7, te hago un ensayo, te hago una investigación, te diserto, hasta una coreografía te armo.

  • ¿Qué opina tu familia? ¿Sentiste vergüenza de que pensaran que esto es una biografía?

Mi familia no sabe ni se imagina todo esto, creo que les contaré cuando haya pasado un tiempo considerable, y no es que no sepan porque sienta vergüenza, no les he contado porque las mujeres de mi familia son terrible cagüineras, entonces estoy segura de que si se llegasen a enterar, lo sabría Chile continental, antártico e insular en media hora, y a la hora, mi mamá, que vende todo, estaría comercializando una entrevista con algún canal de la tele.

  • ¿Se debe a ello que mantengas en reserva tu identidad?

Me mantengo en anonimato principalmente por tres cuestiones: 1) tengo un trabajo que cuidar, 2) me carga la fama, todas somos la mujer borracha y 3) la gente que sale del anonimato se vuelve medio loca, ya viste lo que pasó con Patito Frez.

  • Hay quienes critican a quienes escriben “como se habla”, ¿qué opinión tienes al respecto?

Que en gustos no hay nada escrito po, ellos con su mundo de las palabras bonitas de diccionario Iter Sopena, y una aquí, dándole duro al “po” y al “siono” y al “cachayonocachay”

  • 100% Química by Natalia Campos
    100% Química by Natalia Campos

    ¿Es tu primer libro o hay algún texto por ahí esperando ver la luz?

Dicen que quien calla otorga, así que no responderé.

  • Si es así, ¿considerando la atención que hoy generan en las editoriales este tipo de fenómenos de la red, fue una estrategia para hacerte conocida crear este personaje?

No pa na’, lo único de personaje que tengo es la ilustración que me representa, pero existo, soy una persona de carne, hueso y menos pechugas de las que quisiera. Todo partió como un juego y el juego se me terminó escapando de las manos.

  • ¿A qué edad empezaste a escribir y qué escribías?

A los 6 años, la eme con la a; ma, la eme con la a; ma,… qué dice; mamá.

Fuera de bromas, no sé a qué edad empecé a escribir formalmente, quizá siempre lo hice, quizá siempre intenté darle un toque divertido a las cuestiones que escribí.

  • En alguna medida, ¿tuviste que reprimirte? Ya sabes, el lector convencional no está acostumbrado a un lenguaje tan coloquial.

Le diste al punto mi querido Watson, quizá no apunto al lector convencional, o sea, si comparas la Ilíada o la Odisea con el Relatos de una mujer borracha, mi libro es un bodrio y lo es, básicamente, porque no busca ser un libro bien escrito.

No busca gustar desde el intelecto. En realidad, no busca nada, el Relatos de una mujer borracha es nomás, a la gente que le guste bacán, y a la gente que no, que se hunda en su profunda amargura y llore comiendo chocolates viendo lo que callamos las mujeres.

  • Y el proceso de edición, ¿cómo fue? ¿tuviste que suprimir algún pasaje?

Sí, mi editor es seco. Él me ayudo con el “ponle un poquito más acá”, “acá te fuiste al chanco”. Lo que me llamó la atención es que no fue tanto, yo antes de entregarlo, pensaba para mis adentros que cuando el editor lo revisara, me haría escribirlo todo de nuevo, pero no, gustó harto desde el principio.

  • Antes de que el libro estuviera publicado, muchos lo esperaban; lo que hizo que Relatos de una mujer borracha se convirtiera en todo un éxito. ¿Esperabas que tus seguidores compraran el libro o apuntabas al segmento que no te conocía?

Acostumbro a no esperar nada de nadie, así todo se convierte en una sorpresa y así ha sido. Yo podía suponer que lo comprarían un par de personas, también podía suponer que desde el título podía ser un libro atractivo para quien lo viera sin conocerlo, pero nunca pensé el nivel de impacto que tendría, mucho menos todo lo que gustó. Lo que sí me ha asombrado, es que he visto fotos de ene abuelas leyendo el libro, eso sí fue una sorpresa, abuelas po, onda señoras sobre los setenta que quizá va a ser el último libro que leerán antes de que las visite la pelá. Me honran.

  • Justo al fondo de la botella by Natalia Campos
    Justo al fondo de la botella by Natalia Campos

    Personalmente, todas los comentarios que he leído entre los lectores son positivos, ¿cómo te ha tratado la crítica especializada?

Bien fíjate. La crítica especializada sabe que no es un libro para tomarse en serio, o sea, partiendo por el título y leyendo parte de mi biografía sabes que es un libro light y lo light no se crítica po, eso te convierte en amargado. Ahora, a pesar de eso, las críticas han sido sumamente positivas ya que más que centrarse en lo escrito, se centra en lo divertido que es, y humildemente, puedo decir que es un libro con el que sí te vas a cagar de la risa.

  • ¿Cuándo se tiene el reconocimiento del respetable público, las opiniones de los literatos pareciera perder relevancia. ¿Te importa la crítica?

Del 100% de los comentarios, yo diría que un 98% son súper positivos y el otro 2% son críticas destructivas, cargadas de odio y resentimiento. Por supuesto que no me puedo hacer cargo de eso, cuando las leo pienso que es el precio del éxito, ¿cuántos escritores no quisieran llegar a la cantidad de gente que ha llegado mi libro? Eso por supuesto genera mala onda. Si fueran críticas constructivas, por supuesto, podría tomarlas en serio pero como no lo son, me resbalan. No acostumbro a rodearme de cuestiones negativas, no le hago mucho al masoquismo, al sadomasoquismo sí, dependiendo de cuántos tragos tenga en el cuerpo, pero al masoquismo gratuito, no gracias.

  • Ahora, entre nos, ¿habrá una segunda parte?

Porque seamos honestos, material hay. Lalalalala, hay tanto material que podría hacerte el tomo 2, tomo 3, tomo 4, tomo todos.

  • A los pocos que aún no se deciden a leer tu libro, ¿Qué les dirían para que se animen a hacerlo?
Cuando ves tu reflejo en el baño del bar y dices: by Carime Jackson
Cuando ves tu reflejo en el baño del bar y dices: by Carime Jackson

Mi intención no es molestarlos en su viaje, pero me he visto en la necesidad de escribir este libro, para poder sustentar todas las fiestas que tengo que seguir viviendo. Cualquier aporte voluntario es bienvenido.

Nooooo, les diría que si lo leen no se van a arrepentir. Sí se van a reír, y si se ríen van a estar felices y la gente que sonríe más proyecta mayor seguridad, y si están seguros, tendrán un ascenso en sus trabajos, y con el ascenso, más lucas, y con más lucas podrán comprar tragos más caros y no
tener cañas tan malas.

  • Me surge una duda. No estuve en el lanzamiento ni en ninguna presentación. Es más, indagué en internet y no encontré nada al respecto. ¿Hubo presentación oficial? ¿estuviste ahí?

No, lo único que hice fue firmar 30 libros, que se vendieron en 5 minutos. Yo fui a esa venta y conversé con dos niñas, nunca supieron que fui yo. Quizá más adelante haga algo, tengo que pensar cómo seguir pasando piola, quizá me disfrace de árbol o de monja y firme libros en algún lado alguna vez, pero dentro del corto plazo, no está dentro de mis prioridades.

Por:

Alejandro Vilches
Alejandro Vilches
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s